Inicio | Locales | Silvia Lázaro: “Hacer las cosas con vocación sirve en cualquier profesión”

Silvia Lázaro: “Hacer las cosas con vocación sirve en cualquier profesión”

Tamaño de letra: Decrease font Enlarge font
Silvia Lázaro muy distendida en su hogar trazó un panorama de lo que fue su vida en la Municipalidad y se muestra muy entusiasmada con lo que le espera lejos de las obligaciones que tuvo durante años Silvia Lázaro muy distendida en su hogar trazó un panorama de lo que fue su vida en la Municipalidad y se muestra muy entusiasmada con lo que le espera lejos de las obligaciones que tuvo durante años

Fue jefa de compras de la municipalidad durante muchos años, lugar al que accedió por concurso y ahora le llegó el tiempo de jubilarse y reflexiona sobre todo lo vivido.

“Me gusta disfrutar de mi casa”, definió casi con contundencia Silvia Lázaro quien luego de muchos años de estar en diversos cargos hasta ubicarse como Jefa de Compras, le llegó la hora de jubilarse.

“No creo merecer ningún homenaje, hay mucha gente que se jubila todos los días y lo mío no ha sido nada especial”, dice también ante quien la entrevistó en la comodidad de su domicilio, donde entre mate y mate va desgranando una larga conversación, en la que define sus gustos, sus apetencias, y sus años hasta llegar al cargo que ganó por concurso, en épocas de la intendencia de Ricardo Wagner, razón por la cual no estuvo sujeta a los avatares de los colores políticos de quienes se sentaron en el despacho principal del palacio comunal.

 

No soy antisocial

 

“No soy antisocial” dijo tras apuntar que le gusta la soledad de su hogar. “Tengo amigos con quienes disfruto, pero no necesito de ellos para disfrutar de los momentos en los que estoy en mi casa”, sostuvo. “Escucho música, miro tele o hago trabajos manuales, me dedico a reciclar muebles. Esto lo hago para mí, no salgo a vender ni lo hago como medio para obtener ingresos. No creo que esta etapa fuera de la Municipalidad me afecte”.

“Entré a la Municipalidad cuando tenía 24 años”, recordó. “Esta salida, tal como dijo el Intendente en mi despedida, hay una mezcla de sentimientos. Uno anhela llegar a esta etapa y disfrutar de las cosas. ¿De qué cosas? Se preguntó para responder de inmediato - No sé exactamente como definirlas, pero son aquellas cosas que fui dejando relegadas, porque las horas de trabajo que son muchas, como lo son para todo el mundo y uno va dejando de lado amigos, familia y… no se… ir a pescar, ver los amigos que se van dejando atrás. Los hijos se ponen grandes de pronto se van y el tiempo no se vuelve atrás. Hay que disfrutar de lo que viene”.

 

Que disfrutar

 

“¿Qué cosas disfrutar?” cuestiona de nuevo – “No sé exactamente. Pero uno ya es más grande, los tiempos son otros, las energías son diferentes y se hacen las cosas con los tiempos que nos da nuestra edad. Uno ya no tiene las energías para hacer mil cosas a la vez y le gusta tomarse el tiempo de otra manera”.

“El otro día dije que en las veces que me ha tocado confrontar con alguien en mi trabajo, no fue por cuestiones personales” dice Silvia muy seriamente. “Si las hubo, fue por cuestiones estrictamente de trabajo. Desde mi puesto cumplí con lo que tenía que hacer y me fui con esa tranquilidad, de haber hecho lo que me correspondía”.

 

La vocación

 

Enseguida agrega: “Hacer las cosas con vocación sirve en cualquier profesión. Las cosas las hice en función de la comunidad, del ciudadano, como los docentes por sus alumnos. Creo que con vocación, valores y honestidad se sale adelante y se es exitoso”.

“En cuanto a quienes llegaron a la Municipalidad en función política, no los consideré como patrones, sino como compañeros de trabajo, porque les paga el pueblo. El hecho de que lleguen a ser representantes de determinado color político es porque los eligió el pueblo y el sueldo se les paga con el dinero de los contribuyentes. O sea, no son mis patrones, son mis compañeros”, remarcó enfática. “Nunca trabajé de acuerdo con un color político, siempre hice lo que había hacer. Nunca me identifiqué con un partido político. Nunca trabajé para beneficiar o perjudicar. Lo hice por la gestión en si y para que las cosas salieran de la mejor forma que se pudiera, con independencia de los desacuerdos o criterios de los funcionarios de turno. Nunca trabajé con presiones. Siempre se me respetó la postura, de que todo se haga y salga como correspondía”.

 

Valores

 

“Los valores se maman desde la pobreza. Nadie es más que el otro, por más que algunos tengan actitudes mesiánicas. No creo que la gente porque sea más o menos educada tenga más o menos valores, esos dependen de cada uno y del lugar de donde los aprendieron”, remató Silvia Lázaro.

 

 

Compartir en: Post on Facebook Facebook Twitter Twitter

Suscribirse a alimentadores (feed) de comentarios Comentarios (0 publicado)

total: | mostrando:

Publicar tu comentario

  • Marcado
  • Itálico
  • Subraya
  • Cita

Por favor introduce el código que ves en la imagen:

Captcha
  • Enviar a amistad Enviar a amistad
  • Imprimir Imprimir
Compartir en: Post on Facebook Facebook Twitter Twitter