Inicio | Locales | Dios nos propone transitar el difícil camino de la vida con la esperanza de la Resurrección

En estas Pascuas

Dios nos propone transitar el difícil camino de la vida con la esperanza de la Resurrección

Por
Tamaño de letra: Decrease font Enlarge font
El cura párroco Diego Kessler enciende el Cirio Pascual que anuncia la resurrección de Cristo. El cura párroco Diego Kessler enciende el Cirio Pascual que anuncia la resurrección de Cristo.

Impactante acompañamiento de fieles durante las diversas celebraciones de la Semana Santa. El sábado de Gloria incluyó la bendición del Cirio Pascual, del agua y la renovación de las promesas del bautismo. Una significativa ceremonia que simboliza el paso de la oscuridad de la muerte a la esperanza de la vida con la resurrección. “Esta es la luz de Cristo” exclamó el Diácono Alberto Segui al ingresar al templo con el Cirio Pascual encendido. “Anunciemos que el Señor está Vivo. Vivo y queriendo resucitar en tantos rostros que han sepultado la esperanza, que han sepultado los sueños”.

 La oscuridad de la noche, un templo parroquial con las luces apagadas y en total silencio marcó el acogimiento y dolor de los cristianos tras vivir la muerta de Jesús en la cruz.

Sin embargo la Esperanza de la palabra de Dios iluminó de Esperanza el camino y el Cirio Pascual se encendió para dar brillar en la oscuridad y anunciar la resurrección de Jesucristo en una vida nueva para todos los cristianos.

Un emocionante sábado de Gloria se vivió en la Parroquia Nuestra Señora del Carmen cuando el cura Párroco Diego Kessler, en la explanada de la Iglesia junto a la comunidad y con el fuego encendido como signo de luz, bendijo el  Cirio pascual para dar inicio a la ceremonia.

“Que en esta noche Santa en que nuestro Señor Jesucristo pasó de la muerte a la vida, la Iglesia invita a los hijos diseminados por toda la tierra a que se reúnan y permanezcan en vela para orar, haciendo memoria de la Pascua del Señor, escuchando su palabra y celebrando sus misterios, esperemos con Fe compartir su triunfo sobre la muerte y vivir siempre con él” suplicó el Padre Diego Kessler al momento de santificar el fuego nuevo que encendió el Cirio Pascual.

“Por sus llagas, santas y gloriosas, nos proteja y nos conserve Cristo el Señor. Que Cristo Gloriosamente resucitado disipe las tinieblas de la inteligencia y del corazón”.

Exclamó el sacerdote al tiempo que realizó una serie de signos en el Cirio: una cruz, las letras «Alfa» y «Omega» y las cifras del año en los ángulos de la cruz, se incrustaron cinco granos de inciensos que recuerdan la pasión y la gloria del salvador salpicando de incienso para purificarlo.

Luego el diacono Alberto Segui condujo el Cirio Pascual encendido alabando “esta es la luz de Cristo” al tiempo que se abrieron las puertas de la Iglesia y los fieles con velas encendidas ingresaron para celebrar “el paso de la muerte a la vida nueva: la resurrección”.

Tras escuchar las nueve lecturas: siete del Antiguo Testamento y dos del Nuevo (epístola y evangelio) el cura Párroco Diego Kessler reflexionó acerca de la Vigilia Pascual, que cobra un sentido especial en la víspera pascual porque recuerda el pasaje bíblico (Mc 16:01) en el que un grupo de mujeres llegan al sepulcro, pero no encuentran el cuerpo de Jesús. Luego, un ángel se aparece y les dice: “¿Buscan a Jesús el Nazareno? No está aquí. Ha resucitado. Decidles a sus discípulos que vayan a Galilea y allí lo verán” (Mt 28, 6).


 

“Dios ofrece un corazón nuevo a los cristianos”

 

“Ese deseo que constantemente todos los días está en nuestro corazón pero que muchas veces lo acallamos y lo silenciamos, ¿a quién busca?”.

“Todas las mañanas nos despertamos y vamos a nuestros distintos lugares de trabajo o estudio y nos ponemos de pie y esa pregunta resuena, qué querés, adónde vas, cuál es el sentido que querés descubrir hoy?”.

“Es la misma pregunta que Jesús nos hace frente al sepulcro, muchas veces buscamos entre signos muertos algo que queremos que esté vivo, porque el signo es vida, porque muchas veces es resultado de lo que nosotros queremos, de nuestras ilusiones, de nuestros sueños que no necesariamente tienen un correlato real con la vida, son muchas veces escapes que por allí vivimos y que no tienen que ver con lo de todos los días”.

“Sin embargo este Jesús nos interpone nuevamente en el centro, porque está vivo”, señaló y agregó “el viernes caminamos, conmemoramos la muerte del Señor aparentemente parecía que todo había terminado, no había esperanzas, todo había desaparecido; pero Dios no iba a dejar las cosas así” reflexionó el sacerdote.

“Aun cuando debamos pasar a través del silencio, la espera, muchas veces angustiosamente porque queremos las soluciones ya, la espera de Dios es importante para descubrir que Él mismo se manifiesta con gloria y poder”.

 

“La vida es Santa”

 

“Vemos en toda la historia de la humanidad, en la que Dios mismo se ha hecho presente a lo largo del tiempo, que siempre queda refrendada la vida y que Dios está”, exclamó y dijo “si nosotros seguimos a este Dios  tenemos la vida misma, sino prevalece en nosotros la muerte”.

En este sentido indicó “cuántas veces nos elegimos a nosotros mismos y descartamos lo que Dios nos manifiesta, muchas veces implica un camino fatigoso y Dios nunca nos ahorra camino, queremos tener la vida, tenemos que hacer camino”, subrayó.

“No tenemos que ahorrarle a nadie el camino, no debemos tapar esa acción de Dios sobre nuestros hermanos, muy por el contrario tenemos que ayudarles como compañeros del camino a aceptar el momento, muchas veces de dolor, de sufrimiento, de cruz, de dificultad, de ver que no entendemos el motivo, el por qué  y lo pedimos mil veces en la oración y Dios pareciera que se hace esperar”.

 

“En ese camino de Fe, Dios no da su mano”

 

“El Dios de la vida aparece como una nueva esperanza para cada uno de nosotros, hoy es el comienzo de algo nuevo porque Dios está con nosotros, es la posibilidad que tenemos de vivir una vida nueva ahora, y esto estuvo prefigurado desde el comienzo de la Creación, se hizo patente en el Nacimiento y reverdeció Cristo el Señor nuestra Esperanza porque ha resucitado”.

“Nuestra Pascua, nuestro paso de nosotros mismos a Dios, significa paso de lo que yo quiero, lo que tengo ganas, de los caprichos a esa acción de Dios que me hace caminar y descubrir la vida verdadera porque Dios siempre triunfa y siempre está, pero tenemos que pasar por la entrega, por la pasión dolorosa del viernes, el silencio del sepulcro y la alegría de la resurrección”.

 

“Nadie queda afuera de la gracia de Dios”

 

“Esto no es solamente para Jesús, sino que es para todos y cada uno de nosotros, nadie queda afuera de este misterio de amor, de luz y de resurrección”.

“Muy especialmente en este día démosle gracias al Señor de corazón por permitirnos estar nuevamente en el camino, puede ser que tal vez en algún momento nos hayamos alejado, perdido, haya habido demasiada niebla y no supimos qué camino tomar, nos equivocamos, pero nuevamente nos devuelve al camino correcto”.

“Él es el camino, la verdad y la vida por eso ha resurgido del sepulcro, por eso está en medio de nosotros”

“Vivamos cada día, no como una ausencia, no simplemente como un conjunto de reglas que vamos a seguir sino hagamos consistir esta alegría en el don de la persona de Jesucristo, Él camina hacia nosotros, Él es el sentir y la consistencia de cada uno de los que estamos en esta nueva vida”.

“Pidámosle al Señor que en estas Pascuas podamos resucitar a tantos aspectos que ciertamente hemos pasado y seguiremos pasando, que vivamos esta nueva vida con intensidad que el Señor con su Resurrección nos da y estamos abiertos para recibir”.

 

Antes de finalizar la Santa Misa se bendijo el agua, los fieles renovaron las promesas bautismales y se elevó una plegaria a la Virgen María.

Image gallery

Compartir en: Post on Facebook Facebook Twitter Twitter

Suscribirse a alimentadores (feed) de comentarios Comentarios (0 publicado)

total: | mostrando:

Publicar tu comentario

  • Marcado
  • Itálico
  • Subraya
  • Cita

Por favor introduce el código que ves en la imagen:

Captcha
  • Enviar a amistad Enviar a amistad
  • Imprimir Imprimir
Compartir en: Post on Facebook Facebook Twitter Twitter